Christine Lagarde, nueva presidente del FMI (Fondo Monetario Internacional) cobrará al año un salario anual libre de 321.963€, es decir, totalmente libre de impuestos. Es la ventaja que tienen todos los funcionarios no estadounidenses del Fondo, del Banco Mundial, de la Onu y de otras agencias internacionales.

Por otro lado, Christine Lagarde también cobrará 56.626 euros, exentos de IRPF, al año que, según dicen, le permitirá mantener, en el interés del Fondo, un nivel apropiado a su posición de directora gerente del FMI.

Y, para colmo, cuando se jubile tendrá derecho al 50% de su sueldo con sólo dos años trabajados. Este porcentaje subirá un 10% por año hasta los cinco años, fecha en la que si deja el cargo cobrará el 80% de su salario. Para recibir el 100% de su sueldo cuando se jubile tendrá que trabajar 10 años.

En fin, el movimiento 15M con cada noticia de este estilo cada vez tiene más sentido, más peso y más apoyos por parte del resto de los ciudadanos.